Un hombre israelí acusó a su compañero de cuarto de robarle 74,990.74 Dash (alrededor de $ 9 millones de dólares actualmente) lo que equivale al 0.85% de la cantidad actual en circulación, de su billetera el mes pasado.

El acusador, Yarmolenko, quien es uno de los primeros inversionistas en criptomonedas, dijo en el documento de acusación que enseñó al sospechoso, Zard, sobre las criptomonedas a lo largo de los años. Al parecer, Zard tenía acceso ilimitado al apartamento, a la habitación de Yarmolenko y al ordenador portátil, el cual utilizó para transferir los Dash a sus propias cuatro direcciones de billetera. La acusación formal nombra específicamente a Zard al cometer “robo en circunstancias agravantes, lavado de dinero y penetración en una computadora para cometer un delito”.

La víctima previamente se contactó con la comunidad de Dash solicitando ayuda para recuperar sus fondos. Afortunadamente, la comunidad fue capaz de dirigirlo hacia la dirección correcta con las autoridades para que no estuviera solo tratando de encontrar una solución, lo que además de cuenta de los beneficios de tener una comunidad de apoyo como la de Dash.

Las criptomonedas se mezclan con el marco legal vigente

Muchos hackeos de criptomonedas pueden ser difíciles de rastrear e incluso si se puede encontrar la dirección de la billetera del pirata informático, puede ser aún más difícil vincular dicha dirección a la identidad de un individuo, sin mencionar la dificultad para procesarlo si se encuentran en un país diferente. Este caso es diferente ya que el sospechoso era el compañero de habitación de la presunta víctima y luego de ser identificado podría ser llevado a los tribunales en la misma jurisdicción. Por todo esto, el caso tiene la oportunidad de establecer un precedente interesante para futuros juicios y casos relacionados con criptomonedas. Primero, establece el procedimiento para reportar el robo a las autoridades locales, quienes pueden investigar el robo en un intento de localizar al ladrón. Sin embargo, el precedente más grande podría ser el uso de claves privadas en un tribunal de justicia como prueba. Mientras que Yarmolenko alega que las monedas eran suyas y fueron robadas, es solo su palabra contra la palabra de Zard hasta que compruebe que los Dash fueron enviados desde su billetera a las billeteras de Zard sin su consentimiento al revelar sus llaves privadas y hacerlas coincidir con las billeteras.

Este hecho también llama la atención sobre el adecuado aseguramiento de los fondos, ya que las criptomonedas les otorgan más libertad a las personas, pero también les otorga más responsabilidad para asegurar su riqueza. Una buena práctica es almacenar cualquier cantidad significativa de fondos en múltiples billeteras de papel y de hardware que tengan diferentes claves privadas, por lo que si alguna de las billeteras se ve comprometida, no signifique una pérdida financiera completa para la víctima. Una práctica similar se ve de forma común en el mundo financiero actual, donde cualquiera que tenga más de $ 250,000 USD los almacena en múltiples categorías de propiedad y/o múltiples cuentas bancarias, ya que la FDIC* solo asegurará “$ 250,000 por depositante, por banco asegurado por la FDIC, por categoría de propiedad categoría”.

El robo también permite considerar las ventajas de las billeteras multi-firma, por lo que incluso si una sola clave privada está comprometida, existen otras claves privadas e individuos que deben estar comprometidos en el posible robo para poder acceder a los fondos. Esto no solo cobra importancia a medida que aumenta la cantidad de capital, sino también para instituciones más grandes que desempeñarán un papel importante en la adopción masiva. Por ejemplo, Crowdnode, el servicio de masternodes compartidos, utiliza billeteras con múltiples firmas, por lo que incluso si uno de los fundadores se ve comprometido, todos los fondos de sus usuarios no estarán en riesgo inmediato.

Dash, pionero en hacer que las criptomonedas tengan un uso masivo

Dash quiere ser el dinero digital de uso diario y está trabajando arduamente para adecuarse a las normas sociales actuales y así lograr una adopción más rápida. En primer lugar, el Grupo Dash Core está trabajando en Evolution para ofrecerles a los consumidores características fáciles de usar, como los nombres de usuarios y las listas de contactos, las cuales se espera que les permita a los usuarios enfocarse más en asegurar su patrimonio en lugar de descubrir cómo usar las funciones básicas. Además, Dash ha creado un Trust y protectores del Trust para que el Grupo Dash Core pueda ser administrado responsablemente por los masternodes de Dash en lugar de confiar únicamente en que operen de buena fe. La tesorería de Dash también ha financiado grupos de alcance comunitario para ayudar a educar a los usuarios acerca de la propiedad responsable y segura de criptomonedas para minimizar las pérdidas por algún tipo de error por parte del usuario. Estas características ayudan a que Dash se alinee con el mundo real, lo cual representa un camino más fácil para lograr una adopción masiva en lugar de intentar cambiar los comportamientos de los consumidores y en lo que ellos confían.

*FDIC: Federal Deposit Insurance Corporation

Autor: Justin Szilard

Fuente: https://dashnews.org/suspect-apprehend-in-historic-heist-of-over-74900-dash/